Roldar el huevo

Las personas mayores de Trasmoz nos han dicho que, cuando ellos eran niños, en el día de San Jorge existía la costumbre, al salir de la escuela por la tarde, de dirigirse a las eras cercanas al pueblo llevando consigo algún huevo cocido para hacerlo “roldar”.

El juego era muy sencillo. Consistía en dejar el huevo cocido en el suelo junto con el de otros chicos y empujarlos por el terreno a fin de que diesen vueltas.

Cuando a fuerza de girar y girar el huevo la cáscara quedaba pelada, se limpiaba un poco y, en ese momento se sentaban todos juntos a merendarlos. Esto era una gran fiesta para los chavales.  

Esta tradición, junto a las “culecas”, sigue arraigada en algunos pueblos de la Comarca de Tarazona y el Moncayo.

Por la mañana siempre hay una exhibición de juegos tradicionales aragoneses, donde niños y mayores participan en las actividades y a primera hora de la tarde, en la sala multiusos,  tiene lugar el tradicional concurso para decorar a los “protagonistas de la jornada”.

Al finalizar nos desplazamos a las eras próximas al pueblo para “roldar” el huevo tal y como hacían nuestros antepasados. Por ultimo, se prepara la tradicional merienda para socios, vecinos y visitantes.

A %d blogueros les gusta esto:
search previous next tag category expand menu location phone mail time cart zoom edit close